Escaldado y congelación de verduras

Los fabricantes de verdura congelada pueden beneficiarse de nuestras tecnologías de transferencia térmica y manejo de fluidos para mantener la integridad del producto, tanto para producciones en continuo como en batch. Generalmente hay cuatro pasos para este tipo de procesamiento: lavado y clasificación; calentamiento; enfriamiento y envasado.

Con algunas excepciones, los vegetales congelados mantienen una mayor calidad si previamente han sido calentados antes de ser envasados, por lo que deben escaldarse. El escaldado reduce o detiene la acción de las enzimas. Si el vegetal no se calienta lo suficiente, las enzimas continúan activas durante el envasado en frío y la verdura podría perder sabor, color y valor nutricional. Algunos productos, incluyendo el brócoli, la calabaza, las patatas dulces y el calabacín, pueden hervirse o cocer al vapor antes de congelar.

Después de cocer o escaldar los vegetales, éstos deben enfriarse rápida y meticulosamente para detener la cocción. Dependiendo de la naturaleza del producto, pueden ser inmediatamente congelados, cuyo método exacto depende a menudo del vegetal en sí. Una vez congelado, el producto puede ser envasado, listo para su almacenamiento y distribución.

 

Productos relacionados con Escaldado y congelación de verduras

© 2020 HRS Heat Exchangers. All Rights Reserved

By continuing to use the site, you agree to the use of cookies. more information

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close